ÚLTIMO PASO: ACTIO

Posted on febrero 14th, 2021 in > ÚLTIMO PASO: ACTIO by admin

¿A qué nos lleva el texto?

(matrimonio, 5 hijos, ambos trabajan, el matrimonio pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Muchos pasajes bíblicos en los que Jesús cura tienen tres denominadores comunes de quien va a ser sanado por Señor: primero, es consciente de su ceguera, de su lepra, de su enfermedad, de su pecado…; segundo, tiene la determinación de curarse, que es mucho más que mejorar su estado, interior o exterior, es estar limpio de aquello que le impide ser libre, mirar cara a cara a la vida, a sí mismo, a los demás, al Señor; tercero, sabe que Jesús está pasando por delante en ese momento, o sabe cuándo va a pasar y busca un lugar donde verle (como en el caso de Zaqueo).

Esta lectura me brinda la oportunidad de hacer un ejercicio esta semana que me puede hacer mucho bien en mi crecimiento personal.

Consiste en primer en localizar lugar eso que quiero y puedo cambiar de mi vida aunque me lleve tiempo. Ese vicio, esa conducta, ese estado,…Claro que antes he de distinguir con objetividad entre lo que pueda y no pueda cambiar. Tal vez me puede servir que ampararme en la edad que tengo en varias ocasiones sea una creencia limitante por lo que a veces no es una razón de peso para ese cambio, o que si es algo que depende de mi voluntad y de mi organización es posible que sí que se trate de un cambio viable. También se trata de no caer en la tentación de dejarte en un segundo plano ante el pretexto de que es siempre mejor priorizar a los demás, pues recuerda que para ayudar a los demás, es necesario ayudarse uno  mismo primero, estar en condiciones para esa ayuda.

En segundo lugar, poner en manos del Señor en la oración, junto a mis manos, el proceso de cambio. Que Él me acompañe en todo momento porque lo necesito, porque solamente a su lado y con su ayuda puede hacerse en mí eso que ahora me parece un milagro.

Y en tercer lugar, planificar ese cambio. Poner nombre a la persona cuya ayuda, dirección, asesoramiento, entrenamiento necesitaré, si fuese el caso; buscar hueco en mis rutinas para ponerme a ello, poner horarios y fecha en el calendario; solucionar todos los aspectos materiales, también si fuese preciso, necesarios para el cambio; y buscar día de inicio, pues no va a llegar por sí solo, no puedo quedarme esperando a que baje el caudal del riachuelo para cruzarlo, el momento tendré que decidirlo yo, no la corriente. Y una vez emprendida la iniciativa, mantenerse fiel al compromiso personal adquirido durante todo el tiempo que dure el proceso.

Post a comment