ÚLTIMO PASO: ACTIO

Posted on enero 14th, 2018 in > ÚLTIMO PASO: ACTIO by admin

¿A qué nos lleva el texto?
(matrimonio, dos hijos, él trabaja, el matrimonio pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)
Cuando en una casa nace un niño pequeño, todo es alegría y regocijo, pero eso no se acaba ahí, la alegría prosigue al verlo crecer, al ver sus gracias, sus gestos, su buen hacer… Quizás, el hecho de acabar la Navidad hace poco y meternos de lleno en nuestros quehaceres diarios, en la monotonía y en el cansancio nos puede llevar a ir cerrando etapas como el que cierra habitaciones, sin que ello suponga en nosotros cambio alguno.
En el pasaje de este domingo, Jesús nos enseña la mejor manera de evangelizar y de conocerle, precisamente Él que tenía muy buena labia, no los conquista con grandes discursos, les dice venid y veréis dónde vivo, o lo que es lo mismo, cómo es mi vida, cómo es mi rutina diaria (curar a los enfermos, dar de comer a los pobres, ser humilde y paciente y enseñar a tener esperanza, amar en el detalle…) . Los discípulos se quedan maravillados, encuentran la Verdad y eso les hace ser felices, tanto, tanto, que sienten la necesidad de contárselo a otros por que han descubierto cual es la Vida verdadera.
Nuestra vida por tanto, no puede convertirse en una esquizofrenia de “ahora estoy contento por que toca” y luego ” amargado por que vuelve el trabajo” y se acabó la paz y el amor, los besos y las felicitaciones (si es así, puede que lo vivido haya sido sólo una quimera, un escaparate falso).
El Niño Jesús ha hecho cosas grandes en nosotros y eso nos da alas para invitar a alguien a que vea “donde vivimos” y esto haga que él también descubra otro modo de vivir que llena la vida de esperanza y alegría verdadera.
Otra enseñanza del Evangelio es que Jesús, sin necesidad, se hace acompañar de otra gente, se rodea de discípulos, no es una persona sobervia que quiere hacerlo todo él por que es el único que sabe, nos da un ejemplo de humildad y prefiere vivir junto a una comunidad, aunque imperfecta, por que ahí es donde Dios se manifiesta.

Post a comment