DESDE EL TRABAJO

Posted on febrero 18th, 2011 in > DESDE EL TRABAJO by admin

(hombre, casado, con una hija, el matrimonio pertenece a movimiento cristiano)

Pocas lecturas tienen tanta aplicación en el ámbito laboral como esta. Todos tenemos bastante claro quién es esa persona o grupo que en el trabajo no soportamos. Nos cuesta, y vemos muy claros sus defectos como personas y/o como profesionales.
En el Evangelio se nos presenta de manera muy clara cuál debe ser nuestra actitud: no hay parábolas complejas, ni símbolos que requieran interpretación. Fíjate que simple es:
* Si te dan donde te duele, no huyas
* Si te piden algo, da el doble
* No rehúyas al que te pide ayuda
* Saluda también al que te cae mal
Y ante estas indicaciones podemos pensar: si hago eso, seré el tonto de la oficina… Así nunca progresaré… Es que no puedo, no le aguanto ni una más… Sin embargo, la verdad es que el mundo está tan necesitado de comportamientos nobles y de actitudes sinceras y constructivas que no tengo ninguna duda de que pronto o tarde si nos comportamos así recibiremos como premio un mundo mejor. ¿No te parece que Dios quiere hacerse presente en tu vida laboral también? ¿O es que a Dios no le interesa tu trabajo?

Post a comment