DESDE LA CIENCIA

Posted on julio 9th, 2009 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

Solemos buscar la seguridad, la estabilidad en nuestras vidas. Aun sin reconocerlo, ni siquiera saberlo, queremos que nuestra vida sea completamente “rutinaria”.
En relación con la actividad científica se habla mucho de algo que suena opuesto a rutina: INNOVACIÓN (palabra de moda hoy en día). Pero la rutina, los caminos seguros aunque “trillados”, son igualmente (si no más) buscados en la actividad científica.
¿Y por donde va la petición de Jesús a sus discípulos? Él los manda a algo nada cómodo y del todo incierto. ¿No fue esto una “innovación” demasiado “pasada de rosca”?
Señor, fortalécenos con esa AUTORIDAD que Tú solo das, para hacernos valientes e innovadores (de verdad, no de pose) en la construcción de tu Reino.

DESDE LA CIENCIA

Posted on mayo 8th, 2009 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

Dar fruto abundante. A veces, cuando me encuentro en el laboratorio o con el ordenador ante los datos, me planteo si aquello en lo que trabajo vale realmente la pena, es algo que da “fruto”. Mi investigación no trata sobre nada relacionado con la salud, con avances tecnológicos, y tampoco va a suponer un avance científico reseñable… Pero orando en alguna ocasión con este Evangelio, he sentido que el simple hecho de escudriñar en algún pequeño aspecto de la naturaleza que nos rodea, me invita a alabar a Dios: por la grandeza de nuestra Tierra, que a su vez es una parte infinitesimal de un Universo casi desconocido para nosotros.
Sólo desde la vida del propio Jesús, sólo haciéndome uno con su Palabra, sólo permaneciendo en Él, podré intentar dar ese fruto que deseo y que de mi se espera. Sólo desde Cristo, podré sentir a ese Dios Padre que me ama y seguir admirando su “majestuosidad”.

DESDE LA CIENCIA

Posted on abril 9th, 2009 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

La ciencia estudia al hombre y el resto de seres vivos. Nos dice que la vida está relacionada con complejísimas reacciones químicas que ocurren en las células, que a su vez están constituidas de la misma materia que forma el resto del universo. El “alma” como algo diferente al cuerpo, sería una idea mítica. Y por supuesto cuando llega la muerte, cuando esas reacciones químicas cesan, no hay vuelta atrás, la persona, el ser vivo desaparece. Sin embargo el Evangelio nos habla de la resurrección de Jesús, de que la vida no acaba con la muerte. Independientemente de cómo se pueda concretar esa resurrección (con el mismo cuerpo y las mismas células, como otra realidad que desconocemos actualmente, como una intuición en la mente de los discípulos…), este es uno de los pilares de nuestra fe. Porque no lo podemos “probar”, debemos ser conscientes de que sólo lo podemos afirmar haciendo el “salto de la fe” (y por tanto con actitud de gran humildad). Detrás de la resurrección está la intuición de que hay un Dios que “fundamenta” toda la vida. Un Dios que nos quiere infinitamente. Un Dios que llena la vida, nuestro mundo, de sentido.

DESDE LA CIENCIA

Posted on marzo 6th, 2009 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

La mente de cualquier científico nada más leer el texto en el que se nos narra la transfiguración del Señor, trataría de buscar una explicación razonable a lo sucedido… algo que empíricamente lo pudiera demostrar. Y si esa explicación no es posible desde las leyes de la física, trataría inmediatamente de encuadrarlo en el terreno de lo psicológico (alucinaciones, delirios…).
Sin embargo la grandeza de Dios está precisamente ahí, en que no todo tenga explicación desde la mente humana, en que no todo pueda ser abarcado desde nuestra capacidad de explicar y conocer el mundo. Pero a la vez esa grandeza de Dios se hace presente en la propia mente del ser humano, capaz de desarrollarse hasta límites que todavía no conocemos… En esa capacidad del ser humano para razonar, conocer, investigar, inventar…”veo” presente de una manera misteriosa, el poder de Dios…No puede ser solo fruto de una complejísima “maquinaria” bioquímica, producto de una evolución que ha llevado millones de años.

DESDE LA CIENCIA

Posted on enero 10th, 2009 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

Juan reconoce sus límites…y esto lo hace grande. La ciencia y la tecnología, por supuesto, también los tienen. Sería vana ilusión esperar que la ciencia lo pueda explicar todo y menos aún, que lo pueda solucionar todo. Sí que es verdad que avanza día a día, ahora a mucha mayor velocidad que hace, por ejemplo dos siglos. Explica y predice cada vez más fenómenos y ofrece soluciones y posibilidades hace un tiempo inimaginables para el hombre.
Y las Iglesias y la religión, por el contrario parece que ven disminuidos su influencia en el mundo de hoy. Esto que a los cristianos nos pudiera parecer terrible también ha tenido su lado bueno, al igual que fue bueno que Juan “achicara” en cierto momento. Por ejemplo, cuando a principios del siglo XX en España, ante una epidemia de gripe mortífera, desde la Iglesia, la solución que se propuso es convocar a multitudinarias misas y oraciones como expiación de los pecados que lo que hicieron es propagar aun más el virus asesino. Sin menoscabar el poder de la oración, a nuestros ojos de hoy, resulta una solución totalmente inadecuada.
Nos hace falta mucha reflexión, mucho discernimiento, para que vivamos la esencia del mensaje evangélico, de la fe, sin renunciar a lo que de bueno nos ofrece la ciencia y la modernidad. Y esto a pesar de que la ciencia y la modernidad han podido ir en contra, incluso han intentado destruir mucho de lo que acompaña a la fe, a la religión.

DESDE LA CIENCIA

Posted on noviembre 6th, 2008 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

Lo que se exige a los científicos es que plasmen su trabajo y conclusiones en artículos publicables en revistas científicas de calidad y prestigio. Para ello, los artículos siempre deben pasar por, al menos, dos revisores que son otros científicos expertos en el tema y totalmente ajenos a los autores. Esto es la garantía para el avance científico, el análisis y la crítica, a veces fortísima, externa.
Jesús hace una crítica tremenda a las instituciones religiosas de su tiempo, siendo la expulsión de los vendedores del templo uno de los episodios más significativos de esta actitud…Globalmente los escribas y fariseos no la aceptaron, sino justo lo contrario, se “atrincheraron” en sus posiciones y todo lo que venía de Jesús lo consideraban directamente, sin ninguna reflexión, como del mismo “demonio”. Entre los cristianos – y en la Iglesia como institución- hay un sentimiento claro de que el mundo moderno/posmoderno –o al menos una parte importante de él- nos está “atacando” y atacando severamente. La actitud habitual ante esa situación puede ser la de responder en el mismo tono, la de “atrincherarse”, con la convicción inconsciente de que nosotros somos los “buenos” y ellos los “malos”. Nosotros los cristianos –y la Iglesia- ¿no estaremos tal vez también en una actitud de cerrazón, de “trinchera” ante un mundo moderno que sentimos que nos cuestiona y ataca? ¿No nos estaremos perdiendo ofertas, planteamientos soluciones positivas desde la perspectiva del Reino, solamente porque quien nos la ofrece no nos gusta, o peor aun, consideramos nuestro “enemigo”? Quizás, nosotros, al igual que sucede en la ciencia, también necesitemos esa crítica y análisis para el avance.

DESDE LA CIENCIA

Posted on octubre 10th, 2008 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

A nosotros nos gusta tener las cosas claras. Queremos tener bien fijo el camino de cómo debemos actuar. Queremos una explicación de cómo es el mundo y cómo funciona. Los cristianos católicos tenemos la Biblia y el magisterio de la Iglesia a lo largo de nada más y menos que 20 siglos como “asidero” donde cogernos. Pero actuaciones intachables, absolutamente de bien en el pasado, son hoy en día denostadas, y al contrario. “Verdades absolutas e inquebrantables” se han visto después negadas. Con la Biblia en la mano, por ejemplo se ha llegado a defender que la Tierra tiene algo más de 6000 años; desde nuestra Iglesia que se ha luchado por implantar una “teocracia” con el Papa como monarca absoluto, se ha permitido la esclavitud de facto, se ha guerreado o se ha torturado cruelmente por pensar diferente durante muchísimo tiempo. “Errores” tan obvios hoy para nosotros, no lo fueron en absoluto para los cristianos del pasado, entre ellos, grandísimos santos a los que seguimos intentando imitar hoy en día. ¿No estaremos cometiendo hoy otros errores y en un tiempo futuro se “condenará” también a la Iglesia, a los cristianos de nuestra generación? Puede parecer que estoy defendiendo el “relativismo” que con tanta fuerza es combatido por nuestra jerarquía, pero en realidad apelando por el “complejismo” de nuestro mundo, de nuestro universo. En el campo de la ciencia se ha comprobado, por ejemplo, que la física tradicional, la de Newton, que aprendimos en el colegio y que tan bien asentada estaba como verdad irrefutable, pero la física relativista y cuántica ha demostrado que solo se cumple con ciertos supuestos. ¿Qué será lo siguiente?
Jesús no da “recetas morales”, no desarrolla una casuística de lo que debemos o no hacer en cada situación. Y mucho menos entra a explicar e interpretar la realidad de nuestro mundo, de nuestro universo. Jesús habló en PARÁBOLAS, accesibles y entendibles para quienes le escuchaban. La parábola no es una descripción “cerrada” del mundo, de las “realidades espirituales”, y mucho menos de las “realidades físicas”, no son manuales punto por punto de lo que debemos hacer. A veces están llenas de incongruencias y de elementos que, a día de hoy, nos pueden resultar absurdos. No se pueden tomar “al pie de la letra”. Y sin embargo han tenido y siguen teniendo un “significado” profundísimo, una “fuerza” poderosísima. Dejémonos iluminar, interpelar, atravesar por ellas…

DESDE LA CIENCIA

Posted on junio 5th, 2008 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

Muchas veces, parece que a los cristianos nos gusta más estar rodeados de gente con nuestras mismas creencias, con nuestro mismo credo y fe. Y casi sin darnos cuenta, nos convertimos en “capillitas” poco abiertos al “mundo”. Sin embargo, no es este el ejemplo que recibimos de Jesús. Él se acerca a todos porque su mensaje es para todos. Se acerca a Mateo, hombre pecador para decirle “sígueme”. Y es tal lo que Mateo vería en Jesús que cambió su vida. La Buena Noticia le convence, le transforma.
En el mundo de la ciencia, todo se intenta comprobar, refutar, demostrar experimentalmente. ¿Y cómo demostrar la existencia de Dios? Es raro encontrar en este entorno personas de fe convencidas. Al contrario, sueles toparte con gente muy crítica, que te cuestiona todo, con poco o nada de interés por lo “trascendente”.
Es a todos ellos, a los “mateos” del mundo lejanos a la fe, a los que Jesús se quiere acercar, para llevar su mensaje de esperanza. Y para ello nos necesita. Sé que la exigencia de los que me rodean en este entorno “científico” me interpela a no parar de buscar, a enriquecer mi fe, a hacerme de convicciones fuertes y profundas… Solo desde el testimonio cercano, constante, desde lo sencillo y humilde podré intentar que el Evangelio llegue al entorno que me rodea, que se considere un modo bueno de vida, que se abran resquicios, al menos de aceptación….¡Cuánto me cuesta! Pero tengo que ser ahora yo, el que desde mi ejemplo de vida de fe, diga a otros “SÍGUELE”.

DESDE LA CIENCIA

Posted on mayo 11th, 2008 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

A cualquier persona “de ciencia” que le contemos que el día de Pentecostés se apareció Jesús a sus discípulos, después de haber muerto, porque había resucitado, trataría de darle una explicación racional al suceso. Tal vez nos diría que esa visión era producto de una enfermedad mental colectiva o de la ingesta de alguna sustancia causante de alucinaciones… Y si le hablamos de que en ese momento es enviado sobre los discípulos el Espíritu Santo y que aún hoy este es el motor de vida de los cristianos, ya no quiero pensar lo que diría, aunque puedo imaginarlo.
Sin embargo cuanto más me adentro en el mundo de la ciencia, cuánto más leo, conozco e investigo… descubro que hay tantas cosas inexplicables, hay tanto a lo que no se puede llegar, es todo tan perfecto… que no queda más remedio que exista Dios…. Incluso cuando miro al ser humano, de capacidades inimaginables, en desarrollo permanente… Una obra así solo puede haber surgido de la mano de Dios.
Dentro del mundo de la ciencia en el que me muevo me alegra inmensamente ser creyente, tener fe. Me alegra intentar lograr avanzar en el conocimiento limitado de la investigación y conjugar eso con mi saberme “envuelto” por la fuerza misteriosa de la presencia de Dios, por el Espíritu Santo, el fuego que nos anima a seguir adelante y que nos impulsa en la construcción de un mundo mejor…
Quiero sentirme enviado por el Señor en mi día a día, quiero oírle decir “Paz a Vosotros”. Realmente a mi la fe, me da esa paz.

DESDE LA CIENCIA

Posted on marzo 7th, 2008 in > DESDE LA CIENCIA by admin

(matrimonio,trabajan ambos, pertenecen a grupo cristiano)

Milagro y ciencia parece que no casan muy bien. Para la ciencia, la realidad se rige por unas determinadas leyes que hemos ido descubriendo a lo largo de los siglos, y que con el uso del método científico seguiremos desmarañando. Hay cosas que la ciencia no puede explicar satisfactoriamente. Pero, posiblemente, en un futuro más o menos próximo, gracias a la investigación científica muchas de ellas sí se llegaran a explicar satisfactoriamente. Pero, ¿los descubrimientos son ilimitados?, ¿podrá el hombre a fuerza de tiempo “conocerlo” todo? Estoy convencido que la respuesta es NO, aunque tampoco conocemos cual es nuestro límite. Probar o desmentir la existencia de Dios, está más allá de ese límite.
Pero, aunque no podemos “demostrarlo” (la grandeza, la magnificencia de la misma vida y nuestra inteligencia nos “sirve” para “intuir” a Dios, pero no para “demostrarlo”), tenemos fe en que Dios sustenta toda la realidad, y que Él /Ella interviene en nuestra historia, en nuestras vidas. La muerte nos destapará ese misterio. Pero mientras tanto, “resucitemos” en esta vida a la vida que Jesús nos anunció. Esto será un verdadero milagro que “glorifica a Dios”…es un milagro que ocurre cuando nos ponemos de verdad en sus manos.

  • Comentarios desactivados en DESDE LA CIENCIA
Página siguiente »