SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on marzo 17th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.
DESDE LA ENFERMEDAD

(matrimonio, 50 años casados, él enfermo, ella le cuida, pertenecen a comunidad parroquial)  
El Evangelio de este 2º Domingo de Cuaresma, nos invita a una reflexión muy difícil de digerir. En primer lugar quiero decir que yo también quiero ser Pedro, pero la realidad de la vida es el día a día, con todos sus obstáculos, difícil muchas veces de llevar, pero leyendo este Evangelio, me he fijado en algo muy importante para mi. Somos muy dados a hablar y mucho, pero poco a escuchar.

Dios nos dice muy claro que a su Hijo hay que escucharlo, también pedirle y hablarle (faltaría más). Desde mi experiencia he aprendido a escucharlo en un beso, un abrazo, un “te quiero”, un ¿cómo estás?, una llamada de teléfono en el momento más oportuno, en la música y en tantos otros pequeños detalles que por medio de ellos , Dios me habla y me hace recapacitar y pararme a decirle: “Señor, gracias porque por medio de los demás sé que me hablas y estás ahí”. Feliz Domingo..

DESDE EL TRABAJO
(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

Una de las cosas que más le fastidia a los sindicalistas es cuando después de haber hecho una ardua gestión para que un trabajador (que no está afiliado al sindicato) se vea recompensado o salvado, este siga afiliado a su anterior sindicato y no cambie la afiliación al nuevo que tanto le resolvió. Muchos me lo han advertido como la parte más frustrante de esta labor.
¿Quién no se ha cansado alguna vez de la humanidad que nos rodea? ¿Quién no ha tenido ganas de abandonarla, aunque sea un ratito, al menos para coger aire?
Tengo un amigo que cuando estamos en un instante espléndido (un rato de piscina, el final de una buena comilona, etc) siempre dice «hagamos tres tiendas». ¿Quien no congelaría momentos de su vida para saborearlos por toda la eternidad? ¿Quién no ha hecho de tripas corazón para regresar a un mundo sordo al Evangelio?

Y esta sucesión de hastío, de luz, de entrega, de dolor, se van sucediendo en un eterno bucle espiritual. En estos años que pasamos en esta tierra, que parecen muchos, pero que en realidad son muy pocos para cambiar el corazón, son el tiempo que pasa mientras subimos asfixiados a la montaña, vemos la luz del hijo escogido, bajamos a nuestro particular Jerusalén, y en su dolorosa humanidad, nos da pereza y miedo volver a subir.
Da igual dónde te encuentres en este momento. Subiendo o arriba, bajando o abajo. Lo fundamental es no pararte, sabiendo que el paisaje siempre cambia si caminas. Y que cansados, algún día, más pronto de lo que intentamos ignorar, podremos poner definitivamente nuestra tienda con Jesús para descansar por toda la eternidad.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on marzo 3rd, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.
DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  
Un error en el que podemos caer aquellos que vivimos la experiencia JMJ es sentirnos muy sabios ante los demás jóvenes que no pudieron ir o vivir la experiencia.  Podemos llegar a sentir que por vivir y escuchar las enseñanzas que allí se impartieron tenemos la fe resuelta, incluso podemos llegar a decir que no necesitamos más. Sin embargo, aún tenemos la vista nublada, ya no somos ciegos, pero aún vemos borroso, es por eso que hace falta preparación, mucha formación. Esta experiencia ha de ser el motor que nos impulse a conocer más de Dios y de la iglesia, para que con el tiempo, podamos llegar a ver más claro el camino que Dios quiere que recorramos, y poder acudir a aquellos jóvenes que necesitan de nosotros, y hacer así la misión que Él mismo nos pide realizar.

DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

«Esta vida no es LA VIDA» Esta frase me la enseñó una amiga. Llenamos nuestra cabeza con todo tipo de cosas importantes y no nos paramos a mirar nuestra alma. La  montaña rusa de los sueldos, los compañeros, los problemas en el trabajo, la hipoteca, los gastos, los niños, ahoga como si fuera un pesado sueño, un despertar que no queremos. Y lo posponemos una y otra vez hasta que nos persigue y arrincona en cada encuentro con Dios.
¿Qué nos impide viajar ligeros de equipaje? ¿Por qué no disfrutamos de una santa indiferencia para lo que nos suceda, el lugar dónde vivamos, la gente que tengamos a nuestro lado y durante cuánto tiempo, o las incomodidades que tengamos que atravesar durante estos pocos años que pasamos en esta tierra?
La eternidad provoca vértigo. La llamada a la santidad rechazo. El saber que tocará despertar a otra vida, y rendir cuentas, nos hace avergonzarnos de lo poco conseguido porque tenemos la incómoda intucion de que hay un potencial infinito que estamos desaprovechando. Preferimos dormir con nuestros sueños que despertar al sueño de Dios.
Y nos fijamos en lo externo, ciegos a nuestra vocación, buscando excusas. En lo que hacemos nosotros y lo que hacen otros, Con los infinitos y voluntariosos intentos de luchar contra lo que se ve ya tenemos evasión espiritual suficiente para no dar el salto de fe que nos pide Jesús: Renunciar a lo que somos para ser cómo Él.
Y ser cómo Jesús, lejos de ser una expresión «de catequesis», tiene implicaciones prácticas terribles. Jesús no tenía tu cultura, ni tus experiencias, ni tus conocimientos, ni tus miedos, ni tus orgullos, ni tus planes, ni tus seguridades, ni nada de lo que ha ido formando tu ser, normalmente con mucho esfuerzo. Jesús es otro. Ser cómo Jesús, es ser como alguien diferente.
Irse desprogramando de todo lo adquirido en esta vida terrenal y afrontar desnudo de historia una vida de consecuencias desconocidas por amor da pavor. No se trata de hacer cosas diferentes en tu vida, se trata de dejar que Jesús sea el que haga algo con tu vida.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on febrero 24th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  
Ha pasado un mes ya de la experiencia JMJ, y aún se mantienen latentes en mi memoria todas aquellas experiencias de fe compartidas con hermanos de otros países y culturas. Poder allí profesar la fe era bastante sencillo, estábamos rodeados de personas que creen en lo mismo que nosotros, y que sienten el mismo amor que nosotros sentimos hacia Cristo, creer y aplicar la palabra era más fácil. Al volver, las cosas se tornan un poco diferente, ya no todas las personas viven el amor de Dios con la misma intensidad, y comienzan a aparecer personas que no lo comparten con nosotros, que piensan diferente, el señor nos dice que es ahí en esas situaciones en las que debemos ser verdaderos hijos de Dios. Es fácil amar al que te ama, pero amar a aquel quien se pone en tu camino como piedra de tropiezo es mucho más difícil.

El señor nos da la fuerza para poder actuar de acorde a su voluntad, pero debemos poner de nuestra parte para lograrlo, ayudados de Él, pero extendiendo la mano, si no le extendemos la mano a Dios, Él no podrá ayudarnos. No importa de quién se trate, siempre debemos hacer el bien, no porque el señor nos diga que lo hagamos, o por alguna recompensa que nos tenga guardada, sino por amor. Porque sin el amor, todo queda vacío, sin el amor nos terminamos cansando, pues es el amor el combustible que nos mantiene en movimiento. Amen sin importar a quien, traten a los demás como quieren que los traten, pero sin esperar nada a cambio, de eso se trata el amor. Cuando damos todo de nosotros a aquel que sabemos que no nos puede devolver nada es cuando somos capaces de amar a plenitud. Luego dirá San Pablo en una de sus cartas “…El amor todo lo disculpa, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta.”, así es como debemos ser con todos los demás.


DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

La regla de oro en todas la religiones es tratar al otro como queremos que nos traten a nosotros. ¿Qué tiene de original esta enseñanza?
Lo original es su motivación. El cristiano es bueno no por una ley universal de retorno de nuestras acciones, no esperando la recompensa, ni siquiera como forma correcta de convivir en sociedad, sino que busca la imitación de un modelo: Jesús.
No es ser buenos, sino ser buenos como Dios lo es. Porque nuestra capacidad de amar está limitada por nuestros propios límites.
Y esto introduce una particularidad esencial a la regla de oro: no se puede ser bueno desde nuestras fuerzas. Sólo mirando continuamente el modelo, y confiando contra viento y marea en que este es el correcto y no el nuestro, se puede llegar a amar plenamente.
El trabajo es particularmente un sitio donde todo depende de nosotros. Hay que levantar la vista con humildad para elevar los modos, si no, estamos perdidos.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on febrero 17th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  
De regreso a nuestra realidad del viaje JMJ volvemos con fuego encendido y con ganas de encenderlo en los demás, queremos hacer misión. En las bienaventuranzas, el señor nos da pautas de como debe ser nuestra actitud para con los demás. Debemos ser pobres de corazón, cuando logramos desprendernos de todo y nos hacemos realmente pobres es entonces cuando se llena nuestro corazón de Dios, y somos felices. Debemos tener hambre y sed de Dios para ser saciados. Cuando pongamos en marcha nuestra misión no nos debemos desanimar cuando aparezcan personas que nos quieran criticar, excluir e infamar, en esos momentos ponemos nuestra fe en Dios, sabiendo que lo que hacemos es lo correcto.
Debemos de cuidarnos de todo sentimiento de soberbia y avaricia, porque cuando nos creemos grandes es cuando somos más pequeños. Dar todo honor y toda honra a Dios y cumplir con nuestra misión debe ser nuestra prioridad. La clave está en la humildad y la obediencia, confiar en Dios siempre, es de este modo en que lograremos que su voluntad se haga realidad.


DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

Hoy me encontré con una amiga y nos pusimos al día en cómo nos iba en nuestros trabajos. Ambos habíamos pasado por problemas laborales (ella mucho más serios) por cuestiones morales o éticas. Mi hijo, que me acompañaba, escuchó atento la conversación y me disparó con esta pregunta al volver a casa: «¿Cómo te pueden castigar por ser bueno?».
Desde hace más de 350 millones de años todo ser vivo lucha por trepar en la jerarquía de su especie, para participar de ese pequeño porcentaje que tiene los mejores alimentos, el mayor respeto, el acceso a las mejores hembras o machos, las mayores comodidades y la mayor seguridad. El hombre no es una excepción. La desigualdad es un mecanismo evolutivo para mejorar la especie de generación en generación.
La revolución que propone Jesús al presentarnos nuestra filiación divina (y por tanto la fraternidad universal) es de lo más antinatural. Por lógica, en la jungla económico-laboral es garantía de no acabar muy arriba en el escalafón.
Jesús nos libera de esta dolorosa dinámica y nos abre la puerta a la verdadera felicidad superando las inercias de nuestra naturaleza por Amor. Pero es una lucha titánica, porque no podemos huir de lo que somos, y nuestra naturaleza nos hará estremecer cada día de nuestra vida.que pasemos alejados de esta carrera hacia el éxito.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on febrero 10th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE EL MATRIMONIO Y LA FAMILIA

(matrimonio, padres de dos niños, trabajan ambos, pertenecen a comunidad cristiana)  

 

Una de nuestras madres cumple 80 años. No sin dificultades, ya que quedó viuda muy joven, al cuidado de cuatro hijos, más dos sobrinas a las que adoptó por el fallecimiento de un hermano, sacó adelante a todos, con tesón, con confianza, pero sobre todo con mucho amor. Nos hemos reunido todos para hacernos una foto, la familia ha crecido mucho, ya no son cuatro hijos, son más, porque hay otros hijos que comparten la vida y forman parte de esta familia, también hay nietos y a su vez, estos nietos también llegan con las personas con las que comparten un proyecto común de vida. Viendo la foto de toda la familia y viendo la cantidad de personas a las que, gracias a Dios, invitaremos para celebrar la fiesta de cumpleaños, descubrimos que, aunque una vez se pasó la noche bregando y no consiguió nada, todo lo contrario, sufrió dolor y numerosas dificultades; sin embargo, con la confianza en que Dios saldría en su ayuda, siguió bregando, remó mar adentro y esta familia, que ahora se reúne, rebosa de “peces”, rebosa de cariño, rebosa de esperanza, de vida. Que sigamos confiando en el Señor y, siguiendo el testimonio de esta madre luchadora, no seamos incrédulos como Simón Pedro y echemos redes, sigamos bregando y nadando mar adentro, con la esperanza de que Dios dará fruto abundante a nuestra familia.

DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  

A la hora de realizar la obra de Dios, la misión que Él pide que desarrollemos, es muy importante tener siempre la fe puesta en el Señor. Realizar la peregrinación a Panamá no fue nada fácil, fue a costo de mucho sacrificio y esfuerzo. Incluso, varios compañeros tuvieron que quedarse en el camino. Sin embargo, el Señor nos dice que sigamos a delante, que no nos rindamos, y por la fe le contestamos «Aquí estoy Señor, para hacer tal como tú dices», y es solo cuando confiamos ciegamente en el Señor, y hacemos lo que nos pide sin dudar, que ocurren todos los milagros. Pudimos vivir de esta gran experiencia con jóvenes de todo el mundo, y volvemos cambiados, dispuestos a seguir cumpliendo la misión que Él nos manda, y convertidos pues en nuevos pescadores de hombres.

DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

Este es el Evangelio de la crisis de los 40, de los 50, o de los 30 de Pedro en el pasaje. Esa que llega cuando ya eres veterano. Ya tienes formación y experiencia. Ya has tenido tus éxitos y tus fracasos. Ya tienes una carrera profesional, un currículum, un nombre.
Y de repente te aplasta la sensación de que hay un sueño que no has cumplido, una barca vacía. Miras hacia atrás y te remuerde la conciencia lo que has sacrificado para llegar ahí. ¿Merecía la pena dar tanto por tan poco?. Quieres volver a vibrar como en tus mejores años, pero ni comprando una moto, ni con mil noches de fiesta lo consigues. Los años de marcar el rumbo de tu vida ya pasaron y ahora te sientes mayor, encerrado en lo cotidiano y a la deriva de lo que simplemente ha sido posible. Y ahora, ¡por fin!, has parado, y puedes observar cómo Jesús sube a tu barca y empieza a darte instrucciones. Y tu le explicas que ya estás de vuelta de todo, y muy mayor para empezar la brega.
Pero si fueras santo como San Pedro, llegado este punto olvidarías todo. Lo que has llegado a ser con tanto esfuerzo y lo acumulado en esta media y limitada vida. Te fiarías de su palabra para volver a hacer las cosas, pero esta vez pescando otras piezas, Y te verías, temeroso, dejándolo todo detrás de una incertidumbre que trae una pequeña certeza: que tu alma no volverá a pasar hambre.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on febrero 3rd, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  
Luego de regresar de una experiencia tan increíble como lo fue la JMJ volvemos como jóvenes con una fe renovada, una vivencia inolvidable, y un fuego nuevo en nuestros corazones. Pudimos sentir a Dios vivo en nosotros y venimos con ganas de dar fe y testimonio de que realmente vive. Al hablar con las personas que dejamos para emprender el viaje, muchas preguntan «¿Qué tal les fue?», y escuchan estas historias de encuentro con el Señor, y tal como en la lectura, expresan su aprobación y admiración ante lo escuchado. Lo que sigue ahora es propagar este fuego a los demás, seguir evangelizando y llevando a Cristo a todo el que le necesita. Muchos dirán «¿No es ese Fulano, el hijo de tal?» Y se extrañarán de lo que anunciamos y nos llegarán a cuestionar. Pero está en nosotros mantener la confianza en Cristo de que el hará su obra, mientras nosotros cumplamos con nuestra parte. Y recemos para que el señor no nos permita apagar este nuevo fuego que arde en nuestros corazones, para que podamos llegar a ese leproso, o a esa viuda que esperan ansiosos escuchar de Dios.


DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

Siempre nos imaginamos la evangelización en nuestro trabajo deslumbrando y saliendo a hombros. Nunca ocurre así. Cuando llevamos el Evangelio desnudo a nuestros trabajos, donde conocen lo poco que somos, y nos atrevemos a romper las dinámicas existentes suelen ocurrir tres cosas: La primera es que hay gente que se beneficia de la oscuridad, estos te depeñarán en cuanto intentes dar luz. La segunda es que hay gente que sufre la oscuridad, estos son los peores porque han tenido que justificarla durante años para adaptarse a ella, y tu vienes a recordarles su engaño. También te despeñarán. Y luego los demonios (los reales, no los metafóricos), que azuzarán los peores instintos de todos contra tí, porque es lo único que tienen para frenarte. Evangelizar mola cuando predicamos, es horrible cuando Dios nos pide que ejemplifiquemos con nuestra propia vida lo anunciado. Doónde nos conocen, sobran las palabras. Pero hay muchos ojitos cotillas, sentados tras las mesas y mostradores que no pierden detalle de tu vida. Y a veces se nos olvida que en un mundo que sólo ofrece muestras de éxito, de placeres y de evasiones, muchos de nuestros compañeros nos observan con atención porque les gustaría vivir sus cruces como las vive un cristiano.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on enero 27th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  
“Toda la sinagoga tenía los ojos puestos en él”. Así mismo se encuentra Panama con la llegada de papa Francisco al país, todos atentos a sus pasos, a sus palabras y enseñanzas. El Papa, como obispo de Roma y representación de Cristo en la tierra hace especialmente cierta estas palabras aquí en la JMJ Panama 2019, y hoy, en la misa de bienvenida “se cumple esta escritura”.


DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

En nuestra cultura laboral, dónde el objetivo es la productividad y alcanzar relevancia en la organización, Jesús se habría quedado en la Sinagoga el resto de sus días: Cumplía excelentemente y todos lo alababan. ¿Por qué irse? ¿Acaso con tanto éxito no podría predicar mejor su noticia?. En el Evangelio de hoy Jesús comienza su ministerio haciendo algo que ya había hecho en muchas ocasiones, algo tan sencillo como leer en la sinagoga. Pero ahora es diferente porque está ungido. En el trabajo a los cristianos diícilmente se nos diferencia de cualquier compañero en las cosas que hacemos. No nos diferenciamos en talento, formación o desempeño. La diferencia está escrita desde tiempos de Isaías, son los pobres, los cautivos, los ciegos. y los oprimidos. Porque nuestro Dios no unge para encumbrar sino para la misión. Y es a partir de aceptar la misión de trabajar por los clientes pobres, los compañeros cautivos, los jefes ciegos y las estructuras opresoras, dónde comenzará nuestra vida pública, nuestros milagros… y nuestra pasión.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on enero 20th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  
Muchas veces en el camino se llena tanto de dificultades, que se nos pueden llegar a caer los ánimos de seguir. Así me imagino se sentía aquel novio en la boda, al saber que se había acabado el vino. Sin embargo, Jesús no nos falla, Él tiene una tarea para cada uno, y mientras cumplamos con nuestra misión, sabiendo que Él siempre nos acompaña, no debe haber temor en nosotros. En algún punto del camino puede parecer que se acaba el vino, pero Él mismo nos manda a buscarlo sin que nos demos cuenta, y nos entrega algo mucho mejor de lo que nosotros mismos pudiésemos haber preparado. Por eso, estemos atentos a su llamada, y no vacilemos a la hora de hacer las cosas de Dios.


DESDE EL TRABAJO

(hombre, casado, dos hijas, empleado de empresa; el matrimonio pertenece a comunidad cristiana)

En este evangelio Jesús se encuentra en una situación que no se esperaba; la circunstancia de quedarse sin vino puede parecer un hecho sin la importancia suficiente como para que Jesús actúe poniendo solución al problema, sobre todo porque rompe sus planes. Pero resulta que ante esta situación y porque se lo piden, realiza su primer milagro.
Él cambia sus planes por las circunstancias, aunque no parezca de importancia, y porque se lo piden (¡no se lo va a negar a su madre!).
Es posible que en nuestro trabajo nos surjan circunstancias inesperadas y posiblemente carentes de importancia, al menos para nosotros, que nos alteren los planes, pero quizás es que debamos cambiarlos.
En mi empresa la mayoría de los empleados realizamos tareas más o menos rutinarias, pero siempre el tiempo es un factor primordial, nunca te dan el tiempo que necesitas. Y en éstas puedes ser interrumpido por un compañero con dudas, por un becario que no sabe cómo hacer algo o por cualquier otro motivo que en principio puede resultar molesto y carente de importancia en tu día laboral. Pero es que puede ser que deba darle más importancia que al resto de la jornada.
Y es así como hay compañeros que por mucha carga de trabajo que tengan siempre dedican una palabra amable y un gesto de ayuda a los demás.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on enero 12th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin


¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.


DESDE LA JMJ 2019

(hombre, joven, trabaja, pertenece a grupo cristiano de jóvenes, participa en JMJ Panamá 2019)  

A pocos días de participar de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) no hay nada que me mantenga más en expectativa que las ilusiones de todo lo que puede llegar a ocurrir en aquel gran evento, tal como relata el evangelio de aquel pueblo que se preguntaba si era Juan el Mesías, así mismo me pregunto yo cómo será aquella experiencia con jóvenes de todo el mundo, incluso anhelando poder ver a Papa Francisco de cerca. Y así como Juan le recuerda al pueblo que hay alguien más, que puede más que él, así mismo nuestros líderes nos recuerdan, que es a Jesús a quien tenemos que descubrir, a quien debemos de esperar ver, en los rostros de aquellos jóvenes de todo el mundo, en sus distintas culturas, y esa es la verdadera riqueza de aquella experiencia. .


DESDE LA EDUCACIÓN DE LOS HIJOS

(matrimonio, él trabaja, con cinco hijos, pertenecen a comunidad cristiana de matrimonios) 

Quizás de las cosas más importantes de las charlas prebautismales cuando hemos bautizado a nuestros hijos, y que uno recuerda como de las más trascendentes, es que por medio de él y al hacernos cristianos cada uno puede ser como Jesús: profeta, sacerdote y rey. Somos profetas cuando hablamos a la familia, a los amigos, a los vecinos, a los desconocidos, por medio de nuestra forma de ser y de actuar, de Dios. Somos sacerdotes cuando hacemos oración por los demás y los tenemos presentes, cuando hablamos a Dios de nuestros semejantes. Posiblemente ser reyes como Jesús nos cueste más a nosotros y a nuestros hijos. Podemos ser reyes siendo humildes, estando siempre pendientes de lo que pueda necesitar el que tenga al lado, sanando heridas que abiertas e intentando no abrir ninguna, siendo desprendidos y generosos. Si estamos atentos veremos que cada día se nos ofrecen muchas oportunidades para practicar nuestro propio bautismo.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

Posted on enero 6th, 2019 in > SEGUNDO PASO: MEDITATIO by admin


¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.


LA ESPERANZA DESDE LAS PERSONAS SIN HOGAR

(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento seglar, voluntario con personas sin hogar)  

 Los Reyes Magos de Oriente, guiados por la estrella, encuentran al niño, lo adoran y le ofrecen regalos. Más de dos mil años después seguimos celebrando este acontecimiento pero, ¿de forma cristiana? Seguramente nos habremos hecho esta pregunta muchas veces, especialmente cuando hay niños en una familia. En la mía, de hecho, son habituales las “charlas reflexivas” con los abuelos y tíos en estas fechas, para hacerles caer en la cuenta de que nuestros hijos son unos afortunados y que no necesitan verse sobrepasados de regalos para sentirse queridos. Tal es así que, a pesar de que son aún pequeños y conservan intacta la inocencia de la noche mágica de Reyes, son conscientes de que no todos somos visitados por Melchor, Gaspar y Baltasar, pues desde muy pequeños han vivido con normalidad la relación de sus padres con algunas de las personas que viven en la calle y saben que llevamos vidas muy diferentes y no pasamos las dificultades que sufren ellas. Como decía alguien, la vida se ve de una forma muy distinta dependiendo del “dolor con que se mira” y esto es algo que hemos querido inculcar a nuestros hijos desde que han tenido edad para ello. Realidades de dolor y sufrimiento, por desgracia, hay muchas, pero la de las personas sin hogar, si no la invisibilizamos, está en nuestro día a día y clama por gente que le dé voz y exija que se haga justicia y se restituyan tantos derechos conculcados. Feliz y cristiana noche de Reyes.



LA NAVIDAD DESDE EL MÁS PEQUEÑO DEL HOGAR

(mujer, casada, un hijo de un año, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento seglar) 

Cuando tienes un niño pequeño es habitual tener conversaciones con otros padres sobre ellos. En estos días de Navidad, unos amigos nos contaban que su hijo de 4 años no paraba de hacerle preguntas sobre los Reyes Magos, sobre la mirra, la estrella, el niño y el pesebre… pero sobre todo, de Herodes porque no entendía que alguien quisiera matar niños y menos que quisiera matar a Jesús. Me hizo pensar que en la lógica de los niños (la lógica del Reino, por otro lado), la maldad de Herodes no tiene sentido. Pero también me hizo pensar que en la realidad del mundo aún hay gente que como Herodes quiere que Dios no “entre” en la vida de los hombres porque eso supondría perder el control y el poder.
Estamos deseando explicarle a nuestro hijo todas las bellas tradiciones de la Navidad pero no queremos que se queden solo en tradiciones. Poco a poco nos gustaría que entendiera que, como en aquel tiempo, aún hay personas a las que nos les interesa que Dios nazca (como Herodes)… pero que también aún hay personas que buscan a Jesús y desean darle lo mejor que tienen (como los sabios de Oriente).

« Página anteriorPágina siguiente »